Sin titulo

He llegado a un punto de mi vida, quizá ya sea por la experiencia que me he ha convertido en un ser cínico, o por las decepciones ( aunque posiblemente yo también haya decepcionado , que no hay nadie perfecto en esta vida )  y traiciones que he soportado, o porque simplemente existe gente despreciable , mezquina y ruin, que en cuánto llega la hora de su muerte, nadie debería mover ni un dedo por enterrarle, ni tan siquiera recibir la visita  ni de un médico ni un juez, ni que el estado se gaste ni un duro de nuestros impuestos en atender a esta clase de personas,  simplemente deberían pudrirse allá donde hayan fallecido.